martes, 16 de noviembre de 2010

... de tu nombre y un enigma.

.
.
lanzo al aire el sonido que es tu nombre capicúa
tercamente y sin motivo
y es hermoso saberte con un nombre
ése que mi boca declama
mansamente y sin motivo
y en sus letras hay un enigma que me reclama
.
un enigma de playas invernales
que planea tareas en las nubes
de los años que no acaban en impares
.
manifiesto ciertos síntomas enfáticos ante la colonial
odisea que encierra tu osadía
la de llenar de burbujas mi mañana
y ponerme en los ojos venda y noche
para que duerma encendido y no pueda
ver más allá de tus colores
.
dejaré los sentimientos en remojo
rebajaré la ansiedad que me comprime
si despierto y no te veo
en el hueco silente que mira a la ventana
.
seré sumiso si tú eres tacto
acción, si tú palabra
calma azul, tú mar en brega
.
retornaré a mi claridad certera
con pasiva resistencia a lo vivido
que las olas y las nubes me acompañen
si tiramos a la mar nuestros anillos
.
.
.



6 comentarios:

Anele dijo...

Emotivo poema Eloy.

Un beso
;)

Pd:
¡¡Quién se llamara Ana!!
jajajaja, la verdad es que despertar y tomarse el café leyendo estas palabras da al madrugón un halo de sosiego.
Es un gusto leerte.

Calipso dijo...

Um, Eloy, emociona, lleno de matices este poema, ;)

Abrazos pequeño!

María Socorro Luis dijo...

Bello poema de amor. Elegante y poética sensualidad.

Muxus

Odile dijo...

¡qué maravilla leerte! Hoy que me siento gris como el día, tu poema me ha recordado que el amor es el motor del mundo.

Un beso que resuelve los enigmas

maravillas dijo...

Eso de dejar "los sentimientos en remojo" tiene su enjundia ¿echarán raíces? Tienes mucha fuerza y originalidad en el verso ¡qué más se puede pedir!

Rocío dijo...

Es precioso!!!