lunes, 18 de agosto de 2014

Sur


a veces me descuelgo en unos ojos
y como arena en un bosque de pinos balcón de mar
me dejo llevar por un viento sin nombre

un faro en el sur
me señala el camino de regreso
todas las direcciones tienen una gota de sal
sed de sur embebida de colores
hambrientos de sed y de páginas
que den verso a los sentidos

me pierdo
en el polo magnético
mientras recojo una concha trabajada
por años de mar
golpes de mar
iguales y distintos

me llevo tu sur y tu energía ambulante
a mi lugar depósito de rutinas
a las sombras que me cercan
como gaviotas a barcos regresando a puerto.