jueves, 12 de mayo de 2011

los invitados

.
.
llegan con los últimos destellos
a la casa de puertas abolidas,
el tiempo aún no conoce su epitafio
pero ellos hablan en lenguas extinguidas
y visten túnicas que traspasan el verano

hay espacios vacios en la estancia
en los que la tierra no convoca sus paisajes
donde los seres buscan su igual inacabado,
esa infértil utopía que simulan los encuentros
de los que ignoran la erosión de lo vivido

cada lugar es un derroche de siglos
cada invitado una fracción de una futil estratagema
y no hay demiurgo ni plan determinado
en esta casa sin sombras, veloz y luminosa
en la que habito con mis múltiples congéneres

.
.
.

4 comentarios:

cabezademonte dijo...

épico, bello, visionario...me gustó
Salu2!

Respirando entre palabras. dijo...

Me encanta tu forma de expresarte.
Espero que tu sentir no quede anclado en el "tiempo".Avanza!
Besos

Leonel Licea dijo...

Entre el trabajo y los problemas de blogger, me había perdido tu poema, pero aquí estoy, Eloy.
Un poema que crece para cerrar con un derroche de imágenes certeras, que hacen que tu poema me llegue en modo particular.
La ultima estrofa me encantó.
Un abrazo .
Leo

Cita dijo...

Invitada a tu cibercasa me considero, aunque hace tiempo que el anfitrión no se pronuncia...
Besos
Cita